Síguenos en...
+34 974 428 339 lepanto@pinturaslepanto.com
¿Qué estás buscando?

Cómo nos influyen los colores de las paredes de nuestra casa

Cómo nos influyen los colores de las paredes de nuestra casa

La cromoterapia, conocida también como terapia del color, estudia la influencia que los colores ejercen sobre el estado de ánimo de las personas y cómo podemos utilizarlos para crear armonía en el ambiente que nos rodea.

 

Se ha estudiado que ciertos colores afectan en las personas psicológica y fisiológicamente. Por ejemplo, los lugares donde predominan los colores cálidos son ideales para estar activos y practicar actividades, y los lugares con colores fríos son mejores para la relajación y la concentración. Por ésto es esencial elegir bien los colores de las estancias de nuestras casas, especialmente de las paredes dado que son las superficies más amplias y envolventes. Además de las paredes, tendremos que seguir la misma armonía de color con nuestros muebles, alfombras, mantas y complementos de decoración.

 

Salón, cocina y comedor

 

El salón es la estancia que más colores permite pero se aconseja utilizar colores cálidos, tonos tierra o grises con un toque de amarillo, e incluso alguna pincelada de rojo. Colores que hacen sentirnos con más energía, estimulan nuestro cerebro y fomentan la sociabilidad en el espacio. Lo más recomendable es utilizar tonos claros en las paredes y dar toques de color en los accesorios. Otra opción, es pintar la estancia de un color claro y una de las paredes en un tono de color más potente; aunque tenemos que tener en cuenta que esta zona cobrará mayor importancia.

 

En la cocina podemos usar naranjas, amarillos o rojos, que estimulan la digestión; o tonos claros del verde, azul, que promueven la relajación y la concentración y nos ayudan a despejar la mente.

 

El comedor, dependiendo de si está integrado con el salón o la cocina, debe seguir sus mismas líneas cromáticas.

 

Baño

 

En el baño usaremos colores suaves que aporten claridad, naturalidad, armonía y equilibrio, nos servirán los beiges, verdes y celestes. Igualmente podemos utilizar el azul, color fresco y relajante que nos ayuda a desconectar, calmarnos y liberar el estrés.

 

Despacho o estudio

 

Dependiendo de nuestra actividad en la zona de trabajo utilizaremos unos colores u otros. Si necesitamos fomentar la concentración, los colores fríos como el verde o el azul y los neutros y grises nos aportan equilibrio y estimulan nuestro intelecto. Por otro lado, si buscamos activar nuestra creatividad, utilizaremos naranjas, amarillos o violetas, que generan energía, aumentan nuestra atención e influyen en nuestro intelecto e intuición.

 

Dormitorios

 

El dormitorio debe alentar a la relajación y la serenidad. Podemos utilizar colores fríos, como los azules, verdes o violetas, aportando paz, tranquilidad y naturalidad. El violeta es un color sereno y romántico que aporta feminidad a los espacios, es ideal para utilizarlo en la habitación de nuestras niñas. También podemos pintar nuestro dormitorio con grises y marrones claros, que dan elegancia y serenidad al espacio. Por otro lado, los colores pastel transmiten dulzura y delicadeza, son muy apropiados para los espacios infantiles y se pueden complementar con vinilos, dibujos pintados en la pared o muebles de colores más vibrantes.

 

Te aconsejamos que para tu pintura de interior utilices nuestra gama de Pintura Plástica de Interior Ecológica, disponible en Blanco y una gama de hasta  30 colores. Ahora, sólo te falta pensar cómo te gustaría sentirte en cada estancia y elegir el color que prefieras.

Publicado
el 27-04-2015

Nadie ha comentado esto aún. Sé el primero en hacerlo!!!


compartelo...
síguenos
últimos tweets